Gastos de envío Península 3,99€ | GRATIS a partir de 38€
0

Gastos de envío Península 3,99€
GRATIS a partir de 38€

Los beneficios del calzado respetuoso para bebés y niños

En los últimos tiempos se ha puesto de moda el término barefoot. Esta palabra proviene del inglés y significa literalmente «descalzo». Y se refiere a una nueva forma de entender el calzado y su influencia en el desarrollo de los pies, especialmente en la infancia, la época más vulnerable. Se trata de una apuesta más por retomar el origen, la sencillez y simpleza que la propia naturaleza nos ofrece, a fin de respetar un crecimiento más armonioso y equilibrado.

El mejor método para conseguir un buen desarrollo de los pies, equilibrio adecuado y fortaleza muscular en las extremidades inferiores, es caminar descalzos. Y, además, hacerlo por superficies variadas, incluso aquellas que pueden tener distintos desniveles o rugosidades. Pero como no siempre puede ser así, se ha creado un calzado minimalista o respetuoso para atender esas necesidades. Pero, ¿qué es y qué beneficios aporta en los bebés y niños?

¿Qué significa el calzado respetuoso?

El calzado respetuoso, también conocido como minimalista, es aquel que acompaña al bebé o niño, durante sus primeras etapas de aprendizaje para caminar, respetando el propio desarrollo natural de su pie. Es decir, es aquel que ofrece todas las ventajas de ir descalzo pero con la protección y seguridad adecuadas.

De esta manera, lejos de mantenerlo aprisionado con materiales rígidos o complicados sistemas de sujeción, permite la movilidad plena para que al iniciar el paso se haga de la forma más natural posible, tanto como si fueran descalzos.

¿Por qué los bebés deben aprender a andar descalzos?

Durante los primeros meses de vida de un bebé debe aprender a adaptarse adecuadamente al mundo que le rodea. Es así como, en muy corto espacio de tiempo, desarrollan la mayoría de sus habilidades, físicas y mentales. No en vano, se calcula que en los 18 primeros meses de vida es cuando se producen los mayores cambios neurológicos del ser humano, gracias a la enorme plasticidad del sistema nervioso. De ahí que todo lo experimentado durante ese periodo sea fundamental para el desarrollo posterior.

Trasladando esto a la consecución del hito de andar, cabe destacar que la planta del pie del bebé ofrece una gran sensibilidad para los estímulos del sistema nervioso. Por ello, tener los pies en contacto directo con el suelo, y con superficies de distintas texturas y formas, hace que reciba una serie de informaciones que le permite aprender a caminar con muchas más ventajas. El afán por proteger los pies de los más pequeños del frío o de lesiones hace que coloquemos zapatos comerciales tan pronto como comienzan a andar. Un error teniendo en cuenta que los primeros pasos del bebé han de darse descalzos para una mayor adaptación al medio y para mayor seguridad del propio niño en cada paso.

barefoot para bebés

El calzado respetuoso: ideal para el bebé

Puesto que en algunas circunstancias resulta inevitable ponerle zapatos al bebé, especialmente cuando camina fuera de casa, al menos te vamos a ayudar a elegir aquellos que sean lo más respetuosos con su anatomía. A continuación indicamos algunas características del calzado respetuoso, el más adecuado para que tu pequeño inicie la marcha:

  • La suela debe ser antideslizante y con el grosor adecuado. Lo suficientemente gruesa para mantener el pie protegido, pero fina para que pueda percibir las irregularidades del suelo.
  • Debe estar fabricado con materiales ligeros que le permitan la total movilidad.
  • No debe contar con desnivel o drop. Es decir, que el talón no sea más alto que la puntera, lo que caracteriza a los zapatos de tacón para adultos.
  • La parte delantera debe ser lo suficientemente ancha para que los dedos no estén oprimidos y se puedan mover con facilidad.
  • Es importante que no contenga una plantilla interior con formas anatómicas.

Con todas estas peculiaridades ya tenemos el calzado perfecto para que tu bebé se inicie en la gran aventura de su propia andadura.

¿Qué beneficios tiene utilizar el calzado respetuoso?

Ya hemos visto como el barefoot o calzado minimalista es el que más ventajas ofrece durante el desarrollo del bebé. De ahí que la elección sea primordial para evitar futuros problemas tanto en la formación de huesos y músculos, como en la seguridad y firmeza de la marcha.

Pero por si todavía queda alguna duda, seguro que te gustará conocer más beneficios que ofrece este tipo de calzado.

1. Fortalece los músculos del pie y la pierna

Gracias a no contar con elementos rígidos que oprimen el pie ni amortiguadores que debilitan las articulaciones, todos los músculos que intervienen en la acción de caminar se mueven con normalidad, fortaleciéndose y manteniéndose en las mejores condiciones físicas.

2. Ayuda a pisar correctamente

Cuando pisamos descalzos, toda la planta del pie está al mismo nivel. Es decir, tenemos una pisada conocida como neutra. En el calzado convencional existen plantillas anatómicas, amortiguaciones y otros elementos que impiden esa pisada. De ahí que se produzcan lesiones, deformaciones y otros trastornos físicos, totalmente evitables.

3. Fomenta la estabilidad y el equilibrio

Gracias a mantener el pie en total horizontalidad, tenemos menos peligro de perder la estabilidad o el equilibrio, evitando males tan comunes como las torceduras o esguinces. Además, está más preparado para andar por cualquier terreno, adaptándose a ellos con total naturalidad y fomentando los estímulos que recibe la planta del pie.

4. Evita tensiones musculares, articulares y malformaciones

El calzado convencional está fabricado de tal forma que la puntera no deja la libertad total de movimientos de los dedos, lo que hace que, en muchos casos, se amontonen provocando distintas deformaciones y dolencias. También, debido a la utilización de plantillas y elevaciones, consigue impedir la libertad de movimientos tanto de la planta como el tobillo, originando tensiones en los músculos y articulaciones. Problemas que se extienden, debido a no mantener una pisada neutra, a las caderas, las rodillas y la espalda.

5. Menos gasto de energía

Gracias a pisar correctamente, el calzado minimalista permite aprovechar al máximo la energía que realizamos al caminar. Es decir, la que se desprende de la musculatura del tobillo y del tendón de Aquiles. Si a ello sumamos que estos calzados son más ligeros, entonces necesitaremos menos esfuerzo para movernos.

¿Qué repercusión tiene el calzado comercial sobre la formación de los pies de los niños?

Con todo lo visto hasta el momento, ya nos hemos podido hacer una idea de la importancia que tiene el uso del calzado respetuoso, y mucho más si hablamos de calzado para niños.

La ventaja primordial es que respeta el crecimiento natural de sus pies, lo que le va a garantizar un desarrollo óptimo, especialmente en la musculatura y en su soporte óseo. Lo que, a su vez, le va a evitar deformaciones y tensiones innecesarias. Algo que no se tiene en cuenta en la fabricación del calzado comercial, haciendo que el desarrollo del pie infantil se vea totalmente limitado y encorsetado.

Ya tenemos razones más que suficientes para ayudar a nuestros bebés a que se desarrollen de forma libre y natural. Porque enseñarles a andar es algo más que ayudarles a dar sus primeros pasos. Aprovecha todas las ventajas que le puede ofrecer el calzado minimalista a tu bebé mientras disfrutas del momento inolvidable de verle aprender a caminar.

Salud y bienestar


¿Te ha gustado el artículo? Únete a la tribu y estarás al día de nuestras publicaciones y descuentos especiales. ¡Ya somos más de 85.000!


¡Comparte este artículo, gracias!


Publicación más antigua Publicación más reciente